Fuentemilanos: Domingo de tregua y de vuelo en termoladera

Domingo 18 de marzo. Después de semanas de frentes continuados que nos han dejado unas lluvias necesarias y que han aliviado afortunadamente una preocupante situación de sequía, por fin un día de vuelo con térmicas más que decentes y con viento noroeste que nos ha permitido acercarnos a la montaña y contemplar de cerca el hermoso paisaje nevado de la Sierra de Guadarrama.

Con un techo inicial de nubes en 900 m sobre la pista del aeródromo de Fuentemilanos a primeras horas de la mañana y una sensación térmica de bastante frío, realizo un primer vuelo de verificación en un Twin G-103 con un techo de nubes en 1.000 m AGL. Horas más tarde despego finalmente con el Astir "Alfa Hotel" soltándome a 700 m en una térmica local que ya me eleva hasta los 1.100 m AGL, para dirigirme a continuación a la ladera de la Mujer Muerta donde finalmente alcanzo los 1.500 m AGL, y sin poder ascender más por el techo de nubes que en ese momento se sitúa en esa cota pese a que el Variometro seguía indicando en positivo.

Precioso el espectáculo de la Sierra de Guadarrama, nevada y con el sol rompiendo en contrastes de luz increibles las formaciones de nubes que a menudo tenía que esquivar perdiendo un poco de altura para no alcanzar el límite máximo bajo la base oscura de los Cúmulos.

Sobrevolando la Sierra de Guadarrama por la mañana y durante el primer vuelo de verificación.

Tras un largo rato volando en "ochos" sobre la cuerda de la Mujer Muerta, me dirijo rumbo noroeste a Villacastín y desde allí con rumbo este a la ciudad de Segovia sobrevolando en el trayecto la base de Marugán. Inmejorable la imagen de Segovia bañada por las luces del sol a media tarde. Finalmente pongo rumbo al aeródromo de Fuentemilanos después de estar en el aire unas 2 horas 45 minutos, tomando pista en la cabecera 34 con viento cruzado del oeste que obligaba a realizar una fuerte corrección de deriva en la toma.

Charla posterior entre amigos después de los vuelos, tomando unas cervezas y cerrando hangares para finalizar una bonita jornada de Soaring, como colofón y tregua a unas largas, duras e intensas semanas, donde afortunadamente también hubo cabida para algún momento entrañable en la mejor compañía, con café, música y risas, que tanta falta hacen...

Felices y laminares vuelos... y cuidado con las brujas!

Felices y laminares vuelos!

Imagen de la cabecera 34 con la Sierra de Guadarrama al fondo.

Saliendo del ASTIR "Alfa Hotel" y quitándome el paracaidas de emergencia.

Imagen de la rampa desde la torre de control.

Vive una experiencia inolvidable con LaminarSport Soaring

Más información en el enlace de nuestra web http://laminarsport.com/soaring/ y en el 687 400 209

Outdoor experience LaminarSport

No hay comentarios

Agregar comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies